viernes, 15 de mayo de 2020

El Rey: "Hay que generar esperanza, pero no podemos bajar la guardia"

Almudena Martínez-Fornés
ABC

"Hay que generar esperanza, sí, tenemos que tener una ilusión por que esto termine y pronto, pero no podemos relajarnos ni bajar la guardia". Este es el mensaje que el Rey ha transmitido este jueves desde el Centro Nacional de Emergencias, donde ha destacado el valor de "los testimonios de todas las personas que han visto de cerca" los efectos del Covid. "Los que estáis trabajando diariamente en la emergencia sabéis bien de lo que hablamos", ha afirmado.

Don Felipe ha visitado este jueves el Centro Nacional de Seguimiento y Coordinación de Emergencias (Cenem), en Madrid, y desde allí ha mantenido una videoconferencia con los responsables de protección civil de toda España, a quienes ha envíado un mensaje de "ánimo, gratitud y reconocimiento".

"Podemos ver un horizonte con un poquito más de luz, ya hay zonas de España en fase 1, pero no podemos olvidar que sigue habiendo una situación de emergencia, que personas siguen perdiendo la vida, que sigue habiendo un riesgo de contagio importante", ha añadido.

Durante la visita, el Rey ha estado acompañado por el ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska; la subsecretaria del Ministerio del Interior, Isabel Goicoechea, y el director general de Protección Civil, Leonardo Marcos. Y en la reunión participaron los 19 representantes de los centros del 112, de la Unidad Militar de Emergencias (UME), de la Federación Española de Municipios y Provincias (FEMP), Cruz Roja Española y del Departamento de Seguridad Nacional (DSN).

Desde una sala de multiconferencias se ha realizado una conexión con los 19 directores generales de Protección Civil, que coordinan las emergencias en las 17 Comunidades Autónomas y en las dos Ciudades Autónomas de Ceuta y Melilla, además del jefe de la Unidad Militar de Emergencias (UME), el general Luis Manuel Martínez Meijide; el director general del Departamento de Seguridad Nacional (DSN), Miguel Ángel Ballesteros; el secretario general de la Federación Española de Municipios y Provincias (FEMP), Carlos Daniel Casares; y el presidente de Cruz Roja Española, Javier Senent. Desde que se declaró el estado de alarma, Protección Civil se encuentra bajo el mando del ministro del Interior.

El 112 de todos los 112 de España

Posteriormente, el Rey ha visitado la Sala de Operaciones del CENEM, que es el 112 de los 112 de España. Allí ha conocido en detalle el funcionamiento del centro que controla todas las emergencias en España y ha recibido las explicaciones de los responsables operativos: subdirector general de Prevención, Planificación y Emergencias, Jefa de Sala y coordinador, así como de los operadores y técnicos que están hoy en el seguimiento de las emergencias, reflejadas en la multipantalla de la Sala de Operaciones.

El CENEM se constituye en Centro de Coordinación Operativa en las emergencias de interés nacional, que son aquellas que por su especial gravedad son dirigidas por el ministro del Interior.

sábado, 9 de mayo de 2020

Isabel II emula a su padre 75 años después para recordar el fin de la II Guerra Mundial


"Hoy damos gracias a Dios por un gran acontecimiento. Hablando desde la ciudad más antigua del Imperio británico, castigada por la guerra, pero ni un solo momento abatida o desalentada, hablando desde Londres, os pido que os unáis a mí en este acto de acción de gracias. Alemania, que arrastró a la guerra a Europa entera, ha sido finalmente vencida". Con estas contundentes frases el rey Jorge VI inició, el 8 de mayo de 1945, el discurso con el que anunció el final de la Segunda Guerra Mundial que había comenzado seis años antes. Lo hizo en la radio. 75 años después le tocaba el turno a su hija Isabel II, actual reina de Inglaterra, eso sí, a través de la televisión y de las redes sociales, a fin de conmemorar esta fecha tan significativa.

Se dirigía a la nación en plena crisis sanitaria por el coronavirus, cuando gran parte del mundo se encuentra confinado a fin de evitar que la pandemia siga propagándose. Era la segunda vez que lo hacía en un mes, aunque por motivos ciertamente distintos. Mientras que a principios de abril habló a los ciudadanos británicos para transmitirles un mensaje de esperanza y agradecer a los trabajadores esenciales todo su esfuerzo, en esta ocasión Isabel II trasladaba mentalmente a la nación 75 años atrás, en una suerte de homenaje dedicado no solo a los combatientes del conflicto bélico, sino también a su progenitor.


viernes, 24 de abril de 2020

Carta abierta al Rey de España

Rosa Díez

La ex diputada pide amparo a Felipe VI frente a quienes intentan destruir la democracia  

Majestad,
En este momento solo tengo un carné, el más preciado de todos los que he tenido: el de ciudadana del Reino de España.
Soy hija de socialistas republicanos, ambos militantes de las Juventudes Socialistas en Santander (así se llamaba Cantabria) cuando estalló la Guerra Civil.
Mi padre fue apresado unos meses antes de acabar la guerra y estuvo confinado en un campo de concentración hasta que finalizó, momento en el que fue trasladado a la cárcel de Larrínaga (Bilbao), donde pasó largos años de prisión tras conmutarle la pena de muerte a la que había sido condenado.
Mi madre lo siguió cuando fue trasladado a la cárcel de Larrínaga. Y paró en un pueblo a 15 kilómetros de Bilbao en el que encontró trabajo en una fábrica que hacía sacos de yute. Allí esperó a que saliera mi padre de la cárcel, allí se quedaron a vivir, allí nacimos mis dos hermanos y yo, allí están enterrados mis padres, allí hemos criado a nuestros hijos.
Mi padre nos habló mucho a mis dos hermanos mayores y a mí de la guerra, de lo que pasaron, de lo que sufrieron, de lo que perdieron... Aprendimos con él la importancia de la amistad, de la protección entre distintos; aprendimos que hay gente buena y mala en todos los lugares, en todos los bandos. Mi padre nunca quiso ganar la guerra con efectos retroactivos; él nos contaba su historia, siempre lo decía, para que ésta no se repitiera en nosotros, sus hijos.
Como le decía, mi padre era socialista y republicano. Se enroló desde el primer momento -a pesar de que acababa de casarse- para defender la República. Pero no fue al frente a defender la República sólo, ni principalmente, porque él era republicano sino porque la República era el orden legalmente constituido y defender la República era, por tanto, defender la democracia.
Sin que las situaciones sean ni mucho menos homologables, usted sabe que durante muchos años ha habido muchos españoles que en el País Vasco han arriesgado su seguridad y hasta su vida -sobre todo nuestros escudos, que venían de otros lugares de España para protegernos- para proteger esa Constitución que en 1978 nos hizo ciudadanos a todos los españoles y proclamó que la forma política del Estado español es la Monarquía Parlamentaria.
Nunca le preguntamos a quien caminaba a nuestro lado frente al totalitarismo etarra si era de derechas o de izquierdas, si era liberal o radical, si era monárquico o republicano. Éramos todos ciudadanos, defendíamos nuestros derechos, nuestras libertades, las que la Constitución proclama y las que la leyes han de tutelar de forma efectiva.
Le escribo esta carta porque quiero pedir la protección del jefe del Estado en un momento en el que observo que hay personas dispuestas a aprovechar esta grave situación que atraviesa España para cuestionar lo más sagrado que recoge nuestra Constitución: la libertad y la igualdad, en todos sus extremos y de todos los españoles.
Le escribo esta carta porque quiero llamar su atención sobre el riesgo de que el sistema del 78 sea una víctima más de la pandemia; no será con menos democracia, con menos libertades, anulando la separación de poderes, con menos igualdad... como saldremos de la triple crisis en la que está inmersa España.
Le escribo esta carta porque soy hija de un republicano del que aprendí que lo primero es la democracia y después todo lo demás; le escribo para decirle que aunque las circunstancias son otras, mi compromiso de defender el orden constitucional y la democracia -puesto en práctica durante muchos años en tierra hostil- no ha cambiado ni un ápice. Le escribo esta carta porque quiero pedirle que no escatime esfuerzos dentro de sus competencias constitucionales para defender el orden constitucional. Y, finalmente, le escribo para asegurarle que no entiendo otra manera de defender la ciudadanía y la Constitución que mostrar lealtad a la figura del jefe del Estado, o sea, a usted. Es la que yo le expreso.
Sin otro particular, reciba un cordial saludo.

Lectura del Quijote

La Princesa de Asturias y su hermana, la Infanta Sofía, han participado este jueves en la lectura del Quijote que organiza el Círculo de Bellas Artes, que en esta ocasión ha sido virtual.  

Mensaje de la Princesa Leonor y la Infanta Sofía por la crisis del covid-19

La Casa Real ha hecho público un vídeo de la Princesa de Asturias y de la Infanta Sofía en el que las hijas del Rey Felipe VI y de la Reina Letizia recuerdan a los niños que están sufriendo el confinamiento, dan las gracias a todas las personas que están ayudando a luchar contra la pandemia y desean que este problema pase pronto. 


jueves, 16 de abril de 2020

Los Reyes felicitan a Margarita II de Dinamarca en su 80 cumpleaños

Rafael Muñoz
RTVE 

La reina Margarita no imaginó que celebraría su 80 cumpleaños encerrada en su palacio. Este año, debido a la pandemia del coronavirus, no saldrá al balcón a saludar pero no le faltará el cariño de su pueblo porque se espera que los daneses salgan a sus balcones para cantarle. Más cambios. La reina recibe flores cada cumpleaños pero ahora ha pedido a la gente que se las envíe un ramo a los muchos conciudadanos mayores que tienen dificultades en este momento. Además, en la web de la casa real se ha habilitado un espacio para que quien quiera envie una felicitación, ya sea un saludo, un dibujo o una fotografía.  

Hoy ha recibido muchas felicitaciones, la mayoría virtuales, pero entre ellas destaca una en especial, la que le han enviado los miembros de las casas reales de Europa. En el vídeo, compartido en la cuenta de Youtube de la casa real danesa, vemos, entre otros a los reyes de Suecia, Noruega, Holanda y España. ¡Y todos la llaman Daisy! El mismo apodo que tenía su abuela, Margarita de Connaught.


jueves, 9 de abril de 2020

Isabel II lanza un mensaje de esperanza: 'Unidos y decididos, lo superaremos'


Desde que dio comienzo la crisis sanitaria, Isabel II se instaló en el castillo de Windsor junto a su marido, el duque de Edimburgo. Esta fortaleza ha servido ahora como escenario para la grabación de un histórico discurso de cuatro minutos y medio de duración en el que la reina ha abordado la situación que vive actualmente el Reino Unido a causa del coronavirus. Desde la White Drawing Room -estancia en la que podían grabar manteniendo la distancia de seguridad- y vestida de verde, el color de la esperanza, la monarca ha agradecido el esfuerzo de todos los sanitarios y otros trabajadores esenciales, ha reconocido la dificultar de los tiempos que vivimos y ha invitado a los ciudadanos a mantener "la disciplina, el buen humor y el compañerismo que caracterizan a este país".  

sábado, 28 de marzo de 2020

El Rey reinventa su oficio


ABC
Almudena Martínez-Fornés


En siglos pasados, cuando se desataba una epidemia, los Reyes salían a recorrer las salas abarrotadas de los hospitales para llevar consuelo y ánimo a los enfermos. A veces, incluso, lo hacían a escondidas del Gobierno y de sus propios médicos, como hizo Alfonso XII en 1885, cuando escapó a Aranjuez, ya enfermo de tuberculosis, en plena epidemia de cólera y, a su regreso a Madrid, fue recibido como un héroe.

Pero ahora, en plena epidemia de coronavirus, el Rey no puede visitar a los enfermos ni animar en persona a los ejércitos blancos y verdes que combaten en esta guerra. Por no poder, ni siquiera puede honrar a los muertos, que ya son muchos más que los de cualquier tragedia vivida a lo largo de la democracia.

Y es que el confinamiento en Palacio es el mayor enemigo de un Rey. Por eso, Don Felipe ha tenido que reinventar su oficio y adaptarlo a los nuevos tiempos, a golpe de tecnología. La Zarzuela ha sustituido en gran parte las reuniones de trabajo y las audiencias por conversaciones telefónicas e, incluso, por videconferencias, como la que Don Felipe mantuvo ayer con los responsables máximos de Mercamadrid para abordar el suministro de alimentos en plena crisis del coronavirus. Aunque el Rey ya ha recurrido a este método en varias ocasiones para dirigirse a las tropas destacadas en el exterior, la de ayer fue la primera vez en que lo hizo desde su despacho, obligado por las recomendaciones sanitarias.

Pero el Rey también se reunió ayer con el ministro de Transportes, José Luis Ábalos, en La Zarzuela, y después abrió una ronda de contactos telefónicos con los agentes sociales -CEOE, Cepyme, Asociación de Trabajadores Autónomos, UGT y CC.OO.- para abordar los graves efectos de la epidemia en el tejido social. A todos ellos les transmitió un mensaje de «ánimo, fortaleza y unidad» para vencer al coronavirus. Y a los sectores productivos les agradeció que permitan la continuidad del funcionamiento básico del país. Mientras, la Reina habló con la Confederación de Salud Mental y con la Fundación de Ayuda contra la Drogadicción (FAD). Y ambos consiguieron romper el muro del confinamiento.

jueves, 26 de marzo de 2020

El Rey, en Ifema: «Este hospital es símbolo de lo que somos capaces de hacer cuando trabajamos juntos»

ABC
Almudena Martínez-Fornés

Su Majestad el Rey ha visitado en la mañana de este jueves el hospital de emergencia levantado en el recinto ferial de Ifema de Madrid para atender a los enfermos de coronavirus. La visita, de algo más de una hora de duración, se ha hecho de forma muy discreta y no fue anunciada con antelación a los medios de comunicación.

Con mascarilla y guantes, Don Felipe ha recorrido las instalaciones, excepto las que ya están ocupadas por pacientes, y ha asistido a una reunión informativa sobre la puesta en marcha de este centro sanitario en un tiempo récord. Durante la visita, el Rey ha dirigido unas palabras a quienes lo han hecho posible y les ha dicho que «representáis de una manera nítida el esfuerzo titánico que se está haciendo en muchos lugares de España» para luchar contra esta epidemia.

Este hospital, dijo, «es un auténtico símbolo de lo que somos capaces de hacer cuando trabajamos juntos por un fin común». Destacó que se ha levantado «en un tiempo récord, porque el Gobierno, la Comunidad autónoma, el Ayuntamiento de Madrid, Ifema, las empresas de proveedores, las Fuerzas Armadas y los servicios de emergencia... han sido capaces de unirse y de trabajar codo con codo».

España ha demostrado, dijo, que «cuando todos trabajamos juntos, por un objetivo común, somos capaces de vencer y superar las dificultades por graves y serias que sean» y añadió que las actuales «quizá sean las más graves de nuestro tiempo».

Don Felipe recordó a los profesionales que están «trabajando en unas condiciones muy difíciles», pero también a los afectados y a las personas que han perdido seres queridos y están «pasándolo muy mal».

Agregó que este hospital de emergencia «nos anima» porque «es un verdadero orgullo para todos» y «pasará a la historia» como una imagen que «todos recordaremos pasados los años». «Lo guardaremos en nuestra memoria como un verdadero ejemplo de esfuerzo, sacrificio y de superación», afirmó.

«Este lugar es fuente de esperanza -añadió-, no solo para los enfermos, que aquí serán bien atendidos; no solo para los centros hospitalarios de Madrid, que se verán aliviados en su batalla diaria tan intensa y heroica, sino para la moral de toda España en nuestra voluntad común de vencer al virus, de superar su mayor impacto y de recuperar cuanto antes, y aún más unidos, nuestros proyectos de vida, nuestra economía y nuestro bienestar».

Don Felipe ha estado acompañado por los ministros de Defensa, Margarita Robles; de Sanidad, Salvador Illa; el alcalde de Madrid, José Luis Martínez-Almeida; el consejero de Sanidad de la Comunidad de Madrid, Enrique Ruiz Escudero; el director general de Ifema, Eduardo López-Puertas, y representantes de las unidades militares que participan en el montaje del centro.

En la reunión informativa han participado también el director médico del nuevo centro, Antonio Zapatero; el director logístico del hospital de Ifema, Juan José Pérez, y por videoconferencia el presidente del Comité Ejecutivo de Ifema, Clemente González Soler.

La primera fase de este hospital, que incluía 1396 camas, fue levantada en apenas 18 horas por la Comunidad y el Ayuntamiento de Madrid con ayuda de la Unidad Militar de Emergencias (UME), con el fin de descongestionar los grandes centros sanitarios de la región, que quedaron muy pronto colapsados por la propagación del coronavirus. El hospital está proyectado para disponer de una capacidad de 5.500 camas y de UCI, lo que le convertirá en el centro sanitario más grande de España.